¿Qué materiales usamos en nuestro calzado y porqué?

Publicado por Francisca Gantz en

El objetivo de nuestro calzado es no interferir con el desarrollo natural de los pies, respetar su forma, permitir que se muevan con total libertad y al mismo tiempo brindarles protección del exterior. Lo anterior demanda estudiar e innovar constantemente en forma, diseño y materiales. Cada diseño y material es  testeado por mis hijas con bastante anticipación previo a ser producido para sus niños.
Para cada colección o modelo nuevo que lanzamos realizamos pruebas y vamos innovando en materiales. La idea es siempre ir mejorando y buscando la mejor opción.
 

El zapato se compone de cuatro partes, la capellada (forro exterior), el forro interior, la plantilla interior y la suela exterior. A continuación explicamos cada uno y de qué materiales se componen:

1. Capellada: 

Opción piel:

El cuero solía ser un producto altamente disponible ya que se consideraba como un material sobrante de la industria alimentaria (carne). Hoy en día un 40% de los animales de los que proviene el cuero es criado solo con este propósito. Además, transformar la piel para su uso final es un proceso altamente contaminante. 

Por lo anterior nuestra marca tiene como objetivo diversificar en los materiales y disminuir al el uso de piel animal, usándola en las zonas del calzado donde creemos es vital, como la capellada. Utilizamos cuero de vacuno el cual es tratado superficialmente para darle el color de cada diseño.

Opción Microfibra (calzado vegano):

Este material es cada vez más usado por la industria del calzado y en grandes marcas a nivel mundial, debido a sus excelentes propiedades, que igualan o mejoran a la piel. No confundir con cuero sintético o PU, es un material completamente diferente.

Posee certificación OEKO-TEX, es vegano, reciclable y su producción es menos contaminante que la piel. A continuación algunas de sus propiedades.

    • Durable y resistente a cualquier agente externo, incluso químico. La piel se daña mucho más fácil.
    • Su composición a base de fibras uniformes da el aspecto de una superficie lisa y homogénea, sin capas superpuestas como el cuero. Esto la hace más resistente al desgaste, suave al tacto, cómoda y más flexible que la piel. 
    • Repele el agua y la humedad generada por el sudor natural del pie y al mismo tiempo lo deja respirar debido a su alta capilaridad. En consecuencia siempre se mantendrá seca al tacto, a diferencia del cuero, el cual absorbe y atrapa todo el sudor.
    • Es antibacterial y se puede limpiar fácilmente con cualquier elemento. Es de secado rápido y se puede mojar, a diferencia de la piel, la cual no se puede mojar, y al pasarle un paño con agua, se humedece, cambia de color, tarda en secar, no es antibacterial y se puede estropear. Para leer más sobre el sudor y limpieza del calzado haz click aquí.
    • Es un 50% más liviano que el cuero, logrando la sensación de "andar descalzo.
    • Tiene buena regulación térmica 

2.  Forro Interior 

Microfibra

Mismas características que la Microfibra usada en la capellada, en cuanto a limpieza, durabilidad y propiedades, pero es una versión porosa que tiene una alta capacidad de absorción, ayudando con el sudor de los pies. Lo bueno es que aunque el pie sude, puedes limpiar el zapato y este no formará hongos ni bacterias ya que es un material antimicótico, a diferencia de la piel.

 

3. Plantilla interior

Microfibra con emulsión:

Usamos la misma Microfibra del forro interior, pero además tiene una capa de 3mm de Emulsión, la cual es la responsable de absorber el sudor del pie. Tener en cuenta que no existe que un calzado sea capaz de hacer que un pie "no transpire", ya que sobretodo en niños pequeños esto es absolutamente normal. Lo que hace es absorber lo mayor posible el sudor, sin las consecuencias que tiene la piel como mal olor y hongos por su imposibilidad de limpiar.

Luego de cada uso es importante dejar ventilando el zapato y limpiarlo con un paño húmedo. Puede ser que notes húmedo el pie de tu hijo luego de usar todo el día el zapato pero es normal (puede que te moleste a ti y no a él). El calzado ayuda con esto pero ninguno en el mercado puede garantizar eliminar el sudor, ya que es un proceso normal y natural de los niños pequeños para eliminar el exceso de temperatura de su cuerpo. 

Si el zapato absorbió mucho sudor recomendamos ventilar y limpiar antes que tu peque los vuelva a usar, así durarán más y se mantendrán en mejores condiciones.

 

3. Suela exterior

Goma Sintética

La suela exterior es una de las zonas más importantes ya que conecta nuestro cuerpo con el suelo. Por lo anterior, elegir el material correcto es clave. Usamos goma sintética debido a sus excelentes propiedades. Es muy durable, resistente a la abrasión y la torsión, no se deforma, es impermeable y resistente a altas temperaturas. Es liviana, flexible y muy fácil de limpiar.

Todo esto nos permite fabricar una suela extremadamente delgada de tan solo 1,5mm en tallas Baby y 3mm en tallas Toddler (el espesor final de 3mm y 5mm que indicamos al momento de comprar es incluyendo la plantilla interna), que es completamente flexible y capaz de proteger el pie del exterior, al mismo tiempo que respeta su movimiento libre. Su diseño anti deslizante brinda seguridad en cada paso. 

 

 

 

← Publicación más antigua Publicación más reciente →



Dejar un comentario